UN NOMBRE, UN DESTINO

Desde que fue elegido en la última posición de la segunda ronda del Draft 2011, Isaiah Thomas no ha hecho más que crecer. No en altura, claro, sino en sus capacidades para convertirse en una estrella de este juego y en uno de los mejores “bajitos” en la historia de la NBA. Pero, ¿por qué su nombre se asemeja tanto al de Isiah Thomas, el base multicampeón con los Bad Boys de Detroit? Descubrilo.

Escrito por Crossover

Básquet y algo (mucho) más.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: